LAS 10 MEJORES ATRACCIONES EN TRINIDAD, CUBA

Trinidad es, justo después de La Habana, una visita obligada en Cuba. El tiempo se detuvo aquí hace mucho, mucho tiempo, pero esto es lo que hace que la ciudad se deleite con su encanto.

Trinidad, o la Santísima Trinidad, fue fundada en 1514 por Diego Valequez. Fue la tercera ciudad en Cuba. Los primeros fueron Baracoa, donde navegaban Krzysztof Columbus y Bayamo. En 1988, Trinidad de Cuba fue incluida en la lista del patrimonio de la UNESCO. En 1950, el entonces presidente, Fulgencio Batista, reconoció a Trinidad como monumento nacional. La ciudad fue construida sobre una colina de piedra caliza a 120 m sobre el nivel del mar y a 13 kilómetros de la costa. El área alrededor de Trinidad coma el río Guarbo.

Trinidad estaba en excelentes condiciones porque no había camino a la ciudad durante mucho tiempo y los barcos solo navegaban hacia el puerto de Casilda. Hasta el día de hoy, no sin razón se dice que Trinidad es una «ciudad museo». Encontramos aquí en palacios, museos, pero también casas particulares y restaurantes, hermosos muebles coloniales, porcelana, relojes y otras exhibiciones de los días de gloria de Trinidad. Los tesoros permanecieron de los barones del azúcar que se ganaban la vida con la caña de azúcar.

Trinidad era una verdadera perla en la corona española. Las primeras familias colonizadoras de España extrajeron oro en esta área, pero los depósitos se agotaron rápidamente. Luego llegó el momento del oro blanco, o azúcar. Y es a esta dulzura que Trinidad debe su desarrollo.

Cuando en Haití, en 1791, la revuelta devastó las plantaciones de azúcar, fueron Trinidad y las plantaciones del Valle de los Ingenios (Sugar Mill Valley) las que dictaron los precios del azúcar. Había tantos esclavos en Cuba como gente local. Pero nunca es suficiente para una caída como en Haití. Hoy se estima que alrededor del 60 por ciento Los habitantes de Cuba son descendientes de esclavos. Después de la caída en Haití, las plantaciones de caña de azúcar en Cuba comenzaron a crecer dinámicamente, y al mismo tiempo comenzó una gran esclavitud. Trinidad era un punto importante no solo para recibir sino también para el comercio de esclavos.

En el área de Trinidad está la Hacienda Guachunango, una de las pocas plantaciones de azúcar que aún funciona.

Cualquiera que visite Cuba notará fácilmente una gran cantidad de perros callejeros. Pero en Trinidad no son los perros los que llaman la atención, sino … las jaulas de pájaros. Una tradición interesante de los habitantes de Trinidad, y más específicamente de los hombres, es llevar a pasear a sus hijos cantantes. Se dice que esta tradición, que ha durado desde la época colonial, trae felicidad al propietario. Las variedades populares son el camachuelo negro, el pinzón vulgar o el ruiseñor, que, como su nombre indica, puede imitar el canto de otras aves.

Trinidad Cuba

Arquitectura de Trinidad

A 5 km al sur de Trinidad, se construyó un puerto en Casildam desde donde se enviaba azúcar al mundo. También había una línea de ferrocarril que ha estado funcionando hasta el día de hoy. Trinidad estaba en auge. Las residencias comenzaron a embellecerse, se importaron muebles caros, candelabros, porcelana, etc. de Europa. El modesto hogar de la una vez pobre Trinidad estaba cada vez más decorado.

Las casas de las décadas de 1840 y 1850, inspiradas en la arquitectura española, se distinguen por la gravedad de las pesadas puertas y ventanas cubiertas con rejas de madera. Las casas del siglo XIX, a su vez, se caracterizan por una riqueza ostentosa: vallas de hierro forjado sutilmente decoradas, portales tallados, etc.

Un elemento característico de las casas en Trinidad son los barrotes de las ventanas. Esto a su vez debido a los frecuentes ataques piratas que han perseguido a Trinidad una y otra vez.

El símbolo de Trinidad es la torre característica (visible en la imagen de arriba) del antiguo monasterio franciscano. Hasta el día de hoy, adorna la moneda de 0.25 CUC.

Venecia cubana

Las calles de Trinidad están empedradas, y los residentes las llaman piedras calvas. Es característico que pequeñas corrientes de agua fluyan entre las piedras cada noche. Todo esto se debe a los problemas de plomería que Trinidad enfrenta. Los residentes frustrados dicen que tienen una segunda Venecia en casa.

Las 10 atracciones principales en Trinidad

1) Plaza Mayor y el casco antiguo

Trinidad es principalmente un hermoso casco antiguo. Calles empedradas, numerosos museos y hermosa arquitectura de casas y restaurantes ricamente decorados. La plaza principal, la Plaza Mayor, es un lugar para admirar detalles artísticos: jarrones de cerámica y bancos de hierro forjado. Seguramente nos encontraremos allí encantadores ancianos que se sientan en la Plaza de Trinidad durante horas para ser fotografiados con turistas. Por una pequeña tarifa, por supuesto.

Vale la pena asignar horas de la mañana o de la tarde al visitar la ciudad cuando hay mucha luz para la fotografía. Trinidad es extremadamente fotográfica, y el hecho de que esté llena de vida las 24 horas nos hace más fácil.

2) Torre de observación al lado del Museo Histórico Municipal

Dos torres amarillas se elevan sobre Trinidad. Uno más en alza (antiguo monasterio franciscano y el símbolo de Trinidad) y uno rectangular, cerca de la Plaza Mayor. Vale la pena ir a este último (la entrada también requiere menos gimnasia) para admirar a Trinidad desde arriba. Podemos ver fácilmente que todas las casas están cubiertas con azulejos rojos, lo que da un efecto inusual en las imágenes. Trinidad debe una vista superior tan hermosa y una arcilla de color consistente, que siempre ha sido mucho en el área, y de la que se hacen terracota y tejas.

3) Escaleras de Trinidad y Casa de la Música

No había nadie en Trinidad que no pasara la noche en las famosas escaleras. Es aquí, al aire libre, se toca música todos los días y existe la oportunidad de bailar salsa con cubanos. Las fiestas en las escaleras comienzan todos los días a las 21:30, pero en la temporada alta vale la pena tomar asiento un poco antes y admirar a los artistas de la Casa de La Música.

4) Casa de la Trova

Yendo directamente desde la Plaza Mayor, hacia las escaleras (las pasamos a la izquierda), llegamos al siguiente lugar cantado: la Casa de la Trova. Aquí, también puedes bailar música fantástica en vivo todos los días y admirar a los mejores artistas de Cuba.

5) talleres artísticos

Vale la pena pasar al menos algunas noches talleres artísticos, porque Trinidad es, sin duda, una ciudad de artistas. Los cubanos pintan no solo retratos y paisajes, que son los más pintados en las paredes, sino que también realizan obras abstractas. Si sueña con traer una foto de Cuba, entonces en Trinidad la elección es una de las más grandes de Cuba.

6) Taller de cerámica en Chichi’s

Trinidad es famosa no solo por la pintura, sino también por la cerámica. El taller icónico es el de Chichi’s. Si tenemos suerte, encontraremos al supervisor del taller, un amigo de la familia Castro que nos mostrará algunos trucos de cerámica. Los precios en el taller son muy atractivos, mucho más bajos que en el centro de la ciudad.

7) Valle del molino de azúcar

Valle de los Ingenios es la cuna de las plantaciones de caña de azúcar en Cuba. En el pasado, Dolina Cukrowych Młynów consistía en 43 molinos, la torre de los hermanos Iznaga, desde donde se cuidaban esclavos, así como las casas de amos y barracones de esclavos. Aunque hoy queda poco, si tenemos suerte, puede hacer turismo en un antiguo tren del museo con un vagón de bar. Teóricamente, sale todos los días a las 9 de la mañana desde la estación en Trinidad, pero en la práctica a menudo se rompe.

La torre de 44 metros de altura, Iznaga, es el lugar donde se ubicaron las fincas más grandes en los siglos XVIII y XIX. Hoy, la casa de los señores se ha convertido en un restaurante, y al lado hay barracas de esclavos (seguidores de la santería). Puedes subir a la torre, que tiene 137 grados, para admirar el hermoso paisaje. La campana de la torre condujo a los esclavos al trabajo y advirtió sobre el peligro durante los incendios.

Una leyenda dice que los hermanos Iznaga se enamoraron de la misma mujer y compitieron entre sí. Apuestan a que quien vea la primera agua ganará y lo amará. Uno de los hermanos construyó pozos, el otro construyó una torre y él fue el primero en ver el océano. Cerró a su amada, que no era la más fiel, en la torre donde murió.

En el Sugar Mill Valley también encontrarás uno de los miradores más bellos: el Mirador de la Loma . Las personas a las que les gusta pasar tiempo activamente pueden llevar la cuerda cuesta abajo allí.

Otro punto del valle es la  antigua fábrica de ron: Sitio San Isidro de los Destiladores . Hacienda desde 1780, que estuvo habitada hasta 2009, cuando desafortunadamente fue destruida por el ciclón. La producción de ron cesó en la década de 1880.

8) Santeria Israel

Este es un pequeño museo dedicado a la santería de la religión cubana. Es una combinación de creencias africanas con símbolos católicos. La santería comenzó con esclavos que no podían adorar a sus deidades en Cuba. Esta religión afrocubana se está volviendo cada vez más popular en toda Cuba, pero Trinidad es considerada su cuna. Reconoceremos a los seguidores de Santeria con un vestido blanco a top y cuentas de colores.

9) Bar Canchanchara

La bebida más famosa de Trinidad es Canchanchara, aunque este cóctel en realidad proviene del este de Cuba. Esta es una bebida a base de limón, hielo y miel y licor aguardiente. Es una bebida bastante fuerte cuya historia se remonta a la lucha por la independencia de Cuba: se calentó para luchar y desinfectó las heridas. Hoy, en el centro de Trinidad, puede obtenerlo en casi todas partes, debe servirse en vasos de cerámica con un agitador, pero vale la pena probarlo en el bar Canchanchara, donde siempre se escucha música en vivo.

Otros bares famosos que se pueden encontrar en Trinidad son … El Floridita y Bodeguita del Medio. ¿Suena familiar? Sí, son copias de los emblemáticos bares de La Habana que se crearon en Trinidad en 2014 con motivo del 500 aniversario de la ciudad.

10) Playa Ancon

Al final del recorrido, no hay nada mejor que ir a la playa caribeña. En Playa Ancón podemos llegar a la ciudad en taxi por alrededor de 5 CUC. Vale la pena probar tal viaje, porque Playa Ancón es considerada la playa más hermosa del sur de Cuba. La península de Ancón tiene 5 km de largo y es un lugar no comercializado; actualmente hay 3 hoteles allí, aunque hay más en construcción. Tienes que darte prisa para ver una playa tan hermosa, donde nunca hay una multitud de personas, e incluso puedes estar en ella sin la compañía de extraños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *